martes, 1 de mayo de 2007

Danjiri

Esta es una de esas festividades que al principio tuvo un carácter religioso pero que en la actualidad dudo mucho que quede algún residuo de aquel espíritu.
El danjiri matsuri o festividad de los templos móviles se celebra entre el 14 y 15 de Septiembre en la ciudad de Kishiwada, Prefectura de Osaka.
Su origen data de 1703 creado por el daimyô del castillo de Kishiwada para rezar por el bienestar de sus dominios en el santuario Kishiki, probablemente sustituyendo a un antiguo Inari Matsuri (festival de zorros, en honor al dios zorro shinto Inari, protector de las cosechas y de las mujeres embarazadas).
La fiesta consiste en que 33 equipos de danjiri recorren las calles de la ciudad durante un día a toda velocidad, esto conlleva un peligro notable puesto que las carrozas o templos móviles, no tienen frenos, ni volante, ni nada que les permita girar o reducir su velocidad. Por lo tanto, cuando una de estas carrozas tiene que girar la maniobra (llamada yari-mawashi) se vuelve extremadamente peligrosa, pudiendo volcar aplastando a sus ocupantes y a las personas de alrededor, o incluso chocar contra una casa o un poste de electricidad . Todos los años hay heridos o muertos en esta celebración.
Las carreras comienzan a las 6 de la mañana a esto se le llama hiki-dashi, por la noche las carrozas reducen su velocidad y participan en un desfile adornadas con lamparillas tradicionales japonesas, a esto se le llama "hi-iri ei-kou".
Las carrozas son de madera decorada con escenas de batallas famosas en la historia de Japón, talladas a los lados, en el tejado, etc... La parte delantera tiene dos brazos para tirar además de unos enganches para las cuerdas, la parte trasera un tejado más bajo y una viga de madera fija que sobresale y serviría como una especie de timón...
El equipo del danjiri se subdivide a su vez en varios grupos:

-Los que arrastran la carroza con cuerdas, situados delante: mae-teko
-Los que empujan la carroza y más o menos la dirigen mediante una especie de apéndice fijo de la carroza: ushiro-teko
-Los que bailan sobre la carroza, un puesto de honor que sólo pueden ocupar los carpinteros de lugar, normalmente desarrollan sus propias coreografías y es uno de los lugares más peligrosos: daiku-gata.

Numerosos rumores apuntan a que los integrantes de los equipos se emborrachan para poder realizar algo tan arriesgado sin temor....
O-mikoshi (templos portátiles) sobre ruedas:


Parte trasera y "timón":


Los integrantes del equipo que arrastran y empujan van calzados con unos tabi (calcetines típicos japoneses con el dedo gordo separado), pero si os fijáis la suela está reforzada con goma para no resbalar. Los ocupantes de la carroza sin embargo llegan unos zori (chanclas) muy finos:


Los que necesiten de la acción y la adrenalina para disfrutar al máximo, tenéis vídeos aquí , aquí y aquí.

4 comentarios:

MacCano dijo...

Que parto!!!

Pero esto es mejor que los sanfermines pero de lejos eh?.

La verdad es que las tradiciones de los japoneses rayan entre la locura y el puro cachondeo...

Luego cuesta creer que sea una sociedad que castiga el exteriorizar los sentimientos.

Soujiro dijo...

¿Os imagianis una carrera entre un equipo de danjiri y un paso de semana santa?.¿Quien ganaria?, ¿sería cuestión de fe?...

Kitsune dijo...

Maccano-san: pero que muy de lejos, JAJAJAJAJAJAJA. En estos hasta yo me lo pasaría bien, en los sanfermines lo dudo.... Si una vez presencié una de estas fiestas tan nuestras de una vaquillas pero en la plaza de un pueblo, y tan solo de oír a los pobres bichos me puse a llorar..... (con veintimuchos años).
Aquí al menos sólo están los humanos para partirse la crisma,JAJAJAJAJA.

Soujiro-san: que conste que a mí también se me había ocurrido, JAJAJAJAJAJA. Claro que depende del paso, porque los andaluces los llevan a hombros....

Y yo me pregunto en general, ¿qué cara se le pone al dueño de la casa o el establecimiento contra el que chocan estos buenos señores? ¿o se considera una bendición divina?
De todos modos somos de ver la paja en el ojo ajeno, porque cualquiera que nos saque tirando la cabra del campanario... JAJAJAJAJA.

Saludillo.

MacCano dijo...

Kitsune, lo único que podemos hacer es sentir vergüenza ajena, que unos pocos desgraciados maten toros o tiren cabras desde un campanario no nos convierte a todos en unos sádicos crueles...

Lo de la cabra por cierto creo que ya esta prohibido, y a lo de los toros no creo que le quede mucho después de la ley de protección de animales...