domingo, 29 de abril de 2007

Aprendamos a distinguir 1: China

Una de esas cosas que siempre me fastidian respecto a la visión que tenemos los gaijin (al menos los españoles) de las culturas del lejano Oriente, es que no sabemos distinguir China de Japón y se forma en la mente de muchos una mezcla explosiva con no muy buenos resultados.
Bien, para solventar ese problema e iluminar las mentes más confusas voy a dedicar un artículo al tipo de vestimenta china y un artículo al tipo de vestimenta japonesa.
Una advertencia antes de comenzar, no voy a hacer aquí una historia del vestido chino y japonés, simplemente voy a poner los ejemplos más comunes y conocidos, pero desde luego hay muchas más clases y tipos a lo largo de los siglos.
Dicho lo cual, comienzo diciendo que normalmente el hombre chino vestía una especie de túnica larga, influencia de la moda de Manchuria de donde procedían los últimos emperadores. La túnica solía ir cubierta por un chaleco corto y ambos terminaban en el famosísimo cuello mao. El pelo, también influencia manchú, se rapaba en la parte delantera y se dejaba crecer peinado en una larga trenza por detrás.



En épocas anteriores, no se rapaba la cabeza, sino que se dejaba crecer una larga melena que se recogía en un pequeño moño-coleta, y a su vez este se ocultaba con un sombrero. Esto es muy importante, ya que la clase de sombrero indicaba la ocupación del individuo que lo llevaba. Si era juez, estudiante, funcionario estatal, etc...


Otra cualidad del pueblo chino es que no se sientan en el suelo sino en sillas y que no se descalzan para entrar en sus casas. Si bien el vestido masculino no presenta muchas variantes, el femenino sí que tiene una marcada diferencia. Por lo pronto en épocas anteriores lo formaban una serie de túnicas de material ligero decoradas con cintas de las que colgaban amuletos de jade. Esta clase la podéis ver en la pintura de la parte superior. En época más reciente la influencia manchú también determinó la forma de vestir de las mujeres, con enormes peinados sobre sus cabezas y el vendaje de los pies, convirtiéndolos en unos muñones deformes llamados "pies de loto". RECORDAD: los chinos vendaban los pies de sus mujeres, los japoneses NO. La indumentaria femenina consistía también en una larga túnica cubierta por una chaquetilla de amplias mangas, abrochada diagonalmente sobre uno de los hombros. Esas mangas tan amplias favorecían que las manos se pudieran ocultar juntando los brazos, típica postura femenina y masculina en China. ATENCIÓN: en CHINA, no en JAPÓN, allí no se ocultan las manos en las mangas, SE CUBREN CON LAS MANGAS. (Esto lo veremos en el siguiente artículo). Mujeres manchú:



Pero si hay un vestido chino por excelencia, mundialmente conocido es el "qipao". Vestido largo, con aberturas a los lados hasta media pierna, cuello mao y profusa decoración sobre la tela brillante. Muy efectivo y muy de moda actualmente entre las occidentales. Aunque sí que es cierto que los japoneses incluyen este tipo de vestidos en sus series de manga y anime, normalmente las japonesas tienen serias dificultades para llevar el "qipao" porque exige de unas formas femeninas de las que carecen en su inmensa mayoría.


Y ya para terminar, una de las grandes diferencias los ZAPATOS. Zapatos especiales para "pies de flor de loto".


Calzado manchú.


La página de donde he sacado la mayoría de fotos es ésta .

7 comentarios:

Shiesu dijo...

Me ha gustado mucho este artículo, porque odio que la gente se confunda China con Japón! Siempre que se ve algo asiático mis amigos dicen "Es chino" y yo tengo que explicarles que no, que es japonés, que no tiene nada que ver con China... Jeje! Cuántas veces habré dicho "Los kimonos NO son chinos!!" ^^'
Por cierto, está mejor este blog que el que tenías antes.
Saludos!
=)

Azul Sheerle dijo...

Muy interesante y bien explicado tu articulo. En lo personal me gusto mucho. Gracias.

saludos
1B.
azul_jsg@hotmail.com

Kitsune dijo...

Azul Sheerle-san: Gracias por tus palabras.
Un saludo.

yori dijo...

hola!me tiene alucinado tu blog en general,estoy aprendiendo muchas cosas que utilizo en mi trabajo,mira mi blog y veras porque!
un saludo

Kitsune dijo...

Yori-san: bienvenido a la casa de té y gracias por tus palabras. Me alegro de que mis artículos te ayuden en tu trabajo, que por otra parte me parece muuuuuyyy interesante. Yo también soy fan de San Francisco, esa ciudad tiene un algo....
Por cierto, que mi hermano lleva una hanya tatuada en toda la espalda. Espero que no tengas muchas peticiones de esas, que tener una mujer celosa en la espalda... no sé, no sé, JAJAJAJAJAJAJA.
Uhm, no recuerdo el escritor japonés, pero hay un cuento precioso de un tatuador que hace una enorme araña en la espalda de una mujer muy hermosa y al final la araña lo mata, porque es el verdadero espíritu de la mujer...
Si encuentro de quién es, te lo diré.
Saludillo.

Anónimo dijo...

Me pareció muy ilustrativo.
Me gustaría saber que hay con respecto a las galletas de la Fortuna. Corresponden a una tradición China?. Cuál es su origen real

Mirna dijo...

Excelente publicacion, muchas gracias por compartir . . .